5.1.1.

11 octubre 2003

Las malas experiencias no tienen precio...

Se me ocurrio decir "Que te rompan el corazon… no tiene precio"…
Iba a poner toda una reflexion sobre el asunto pero creo que por esta vez el comentario de mi invitado alcanza...

Que te rompan el corazon no tiene precio, pero lo que te ense�a el dolor tampoco

Aun asi voy a aportar otra cosa que aprendi por esto: "Las bromas son como la sal. Si te arrojan sal, no te hara da�o a menos que tengas la piel lastimada…" Si realmente un comentario que es simple verdad puede molestar a alguien, ese alguien podria gastar su tiempo no en enojarse con quien hizo el comentario sino en fijarse porque le dolio tanto escuchar eso…

Powered by Blogger